Lechugas

Este año la cosecha de lechugas ha sido un éxito si la comparamos con la del año anterior, por lo menos he conseguido material para varias ensaladas.

Pero reconozco que no han salido tan sabrosas ni tan tiernas como las del super, son + oscuras, + amargas, + secas… Probé a atarlas, no mejoraron. Quizás es que esta especie es así, pero el caso es que no sé que especie sembré porque en el sobre dice “lechuga – variedad”.

Los datos que tengo hasta ahora es que, en mi balcón, las lechugas soportan mejor el frío que el calor y que les afectan mucho la falta de humedad y el exceso de temperatura. En la próxima cosecha investigaré sobre estas variables y probaré también con alguna especie conocida.

Para recolectar, en lugar de cortar de raíz, he ido segando a 3 cm del suelo, va muy bien, de esta manera las hojas vuelven a crecer y tienes varias cosechas de la misma planta. Comencé a sembrar a principios de diciembre y, desde finales de enero hasta ahora, he estado recolectando. Hace dos semanas comenzaron a espigar, ya cuadra, es cuando llegó el calorcito.

Sé que cuando espigan se vuelven amargas, así que por esta temporada se acabó recolectar. Ahora toca deleitarse con su nuevo aspecto, ¡que incluye unas flores preciosas!

Planté también en la zona de las tortugas, son acuáticas y en principio pasan de las verduras, pero les gusta mirarlas.

About these ads

6 comentarios to “Lechugas”

  1. Socrates Says:

    En cuanto empiezan a espigarse amargan. Si quieres coger las lechugas hoja a hoja hay especies más apropiadas. Si lo que quieres es lechugas tiernas planta semillas de lechuga maravilla,la hay de verano y de 4 estaciones. La última creo que es roja, por lo menos a mi me ha salido roja.

    Si tienes poco espacio, esas lechugas quitalas ya y pon otras (abona un poco claro), si las separas 20 cm unas de otras se juntarán y tendrás que regar menos.

  2. Amarillo Says:

    Cuidado con las tortugas.
    No pasan de las verduras, se comen todo lo que puedan pillar (hojas, carne, pescado, patatas fritas..) y te aseguro que les encanta comer lechuga, prueba a echarles una hoja y lo comprobarás.

    Me encanta tu blog, voy a intentar plantar pimientos según hiciste tú y el año que viene intentaré con los tomates.

  3. eNa Says:

    Socrates:

    Tus consejos son muy coherentes. Esta mañana ya he comenzado los trámites para conseguir semillas de lechuga maravilla. Pero no arrancaré las que tengo espigadas hasta que las nuevas estén en condicíones ser trasplantadas. Es que están tan bonitas espigadas…

    Amarillo:

    Pues estas tortugas pasan de la lechuga, será que siempre encuentran un menú más apetecible. A la carne y al pescado se tiran como posesas, pero las hojas de lechuga ni fu ni fa, quizá son demasido jóvenes, o quizá un poco pijas…

  4. luis Says:

    pronto verás que las flores se convierten en una pelusilla blanca -diseñada en mi opinión para volar- a las que se le anexan las semillitas. Son un tesoro para la próxima cosecha. Hay quién opina que no merece la pena plantarlas pero yo personalmente disfruto aprendiendo de como mantener especies que ya van bien según el sitio donde están.

    Sin lugar a dudas la diferencia de calidades -en mi opinión- esta principalmente en como alimentas la tierra. Al plantar en macetas debes ser consciente de la limitación de alimento que tienen, y constantemente aportar compost -ya sea comercial o el que tu mismo fabricas, eso sí bien compostado- a pie de planta. Elogio tu trabajo pues el medio en el que plantas no es nada amable con las plantas y los insectos. Estos últimos juegan un papel primordial, y en las macetas ven limitada su acción.

    El otro día conocí una niña que fabrica compost en su balcón con todos los restos orgánicos que produce en su piso. Dispone de unos cajones de plástico. uno sobre el otro, donde hay unas lombrices de california -que se ve son tres veces mas activas que las paisanas- y en un mes obtiene compost de alta calidad, que nos mostró. Quedé alucinado. ¡No tira nada de basura orgánica al vertedero, y vive en la ciudad sin acceso a la tierra y esta compostando! ¡eso eran los jardines colgantes -que es en lo que trabajas aquí por lo que veo-, una maravilla del mundo!

  5. eNa Says:

    Hola Luís. He dejado las lechugas para disfrutar de todo el proceso: ya han espigado, ya he visto las flores, quiero ver también las semillas.

    Pero no guardaré semillas para la próxima temporada, no me han dado buenos resultados, sospecho que porque no son especies de la zona.

    La temporada que viene quiero probar con especies lugareñas. Estoy buscando.

  6. Lechugas y similares – TRASPLANTE « Huerto en un balcón de Barcelona Says:

    [...] (espinacas, canónigos, rúcula…) exigen agua. Esta importante revelación se la debo a mis fracasos y a este [...]

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


Seguir

Recibe cada nueva publicación en tu buzón de correo electrónico.

Únete a otros 40 seguidores

A %d blogueros les gusta esto: